Fundamentos

Bases del entrenamiento con clicker

Empieza a enseñar a tu caballo y llega “hasta el infinito”

〉¿Qué es el entrenamiento con clicker?

El entrenamiento o la educación con cliker es una forma de enseñar a nuestro caballo en la que utilizamos el refuerzo positivo, normalmente comida, junto con un marcador del comportamiento deseado, el clicker.

Se fundamenta en los estudios sobre comportamiento y aprendizaje que realizó B. F. Skinner, y que denominó “condicionamiento operante”. Todos aprendemos por las consecuencias de nuestro comportamiento. Si la consecuencia es algo agradable, ese comportamiento tiende a producirse con más probabilidad que si la consecuencia es algo desagradable.

 

es ciencia, no es magia ni soborno

〉¿lo puedo utilizar en mi día a día?

Hay muchas personas que utilizar este tipo de entrenamiento y están convencidas de que es la forma más respetuosa de comunicación con su caballo. Es cierto que también hay algunas personas que se muestran contrarias a él, argumentando que sólo se enseña al caballo a hacer trucos, que se crean animales robotizados y sin esencia o lo menosprecian directamente. A veces estas personas no han sabido enseñar desde las bases del entrenamiento, no han tenido paciencia para aprender a sentir las señales del caballo, o generalmente lo desconocen y lo rechazan.

Podemos aplicar la educación con clicker a cualquier ámbito en el que nos relacionemos con nuestro caballo. Desde la realización de las rutinas diarias, como poner la cabezada o la manta, limpiar los cascos, cepillar, pasar por cercas y vallados, hasta tareas veterinarias, como la inspección de la boca, poner el termómetro, administrar una inyección o desparasitar vía oral.

Además de estas tareas cotidianas, lo podemos utilizar para realizar ejercicios y actividades, por ejemplo en ejercicios de “horse agility”, ejercicios de manejo del ramal, desplazamientos del caballo. Pero no sólo lo utilizamos pie a tierra, también podemos utilizarlo en ejercicios que realicemos montados, si es que es tu gusto. Podemos enseñar ejercicios de doma clásica, perfeccionar movimientos laterales, mejorar la actitud frente a los saltos, y en definitiva, todo aquello que podamos imaginar. En el entrenamiento con clicker el límite lo pones tú, tu imaginación y tu caballo.

〉el caballo está más motivado y más confiado

En el entrenamiento con clicker el caballo participa de forma activa. Tiene opción para elegir. Mostrar el comportamiento que nosotros deseamos tiene una recompensa, lo que le motiva a repetir ese comportamiento más veces. Él siente que puede elegir y siente que tiene el control. No eres tú el que le da el premio, es él el que hace que hagas click y le des el premio. Esto hace que cada vez se muestre más confiado, con todo, con el entorno, con los ejercicios, contigo. La relación entre tu caballo y tú es lo primordial en la educación con clicker. Y trabajando de esta forma aumenta vuestra conexión y vuestra comunicación.

〉aprendemos a sentir las señales

El caballo se expresa contínuamente, si está bien o si se encuentra mal, feliz o enfadado, tiene miedo, ansiedad o frustración. Al trabajar con clicker aprendes a escuchar las señales más sutiles que muestre tu caballo.

Empezamos a construir un comportamiento desde un mínimo gesto o mínima actitud dirigida hacia él. Y desde ahí, avanzamos paso a paso, dividiendo el comportamiento en pequeñas partes.

Cada caballo tiene una diferente personalidad, una historia y experiencias diferentes y un proceso de aprendizaje diferente. Con cada caballo establecemos un programa de aprendizaje de forma individual. También tenemos que tener en cuenta la experiencia del guía del caballo y su capacidad de sentir esas señales, a veces sutiles y otras veces más evidentes.

〉trucos, relación y entrenamiento

Muchos detractores del entrenamiento con clicker dicen que se trata de enseñar trucos y poco más. Qué equivocados están. Tal vez debamos pensar que cualquier cosa que enseñemos a un caballo y que no sea parte de su comportamiento natural, debería entonces ser considerado un truco.

Esos pequeños trucos que podemos enseñar a nuestro caballo pueden sernos de utilidad en nuestra rutina diaria. También podemos realizar ejercicios que mejoren la condición física del caballo, lo rehabilite de alguna patología o sea parte del entrenamiento del caballo.

El nivel al que quieres llegar, lo eliges tú. Si quieres pasar un buen rato haciendo ejercicios y divirtiéndote a la vez que tu caballo se siente seguro, motivado y confiado, estupendo. Pero la educación con clicker no se queda ahí, puedes llevarla hasta dónde tú quieras, ejercicios de doma, habilidades generales, concursos, monta de recreo, paseos pie a tierra…acuérdate, hasta el infinito.

Comprobarás cómo se fortalece la relación con tu caballo, cómo le brillan los ojos cuando va a trabajar con clicker, sus ganas de hacerlo, cómo se va haciendo cada vez un caballo más seguro y confiado.

〉¿qué necesito para empezar?

Fórmate, conoce y profundiza en las bases del entrenamiento con clicker. Un click puede ser algo poderoso, pero en ambos sentidos, bueno y malo. Estamos creando un comportamiento. La exactitud del marcador es muy importante. Tenemos que marcar el instante preciso, dependiendo de lo que estemos trabajando. Si marcamos, por error, otro comportamiento, estaremos fomentándolo. Y si no seguimos una línea de aprendizaje, nuestro caballo se sentirá frustrado, no sabrá qué es lo que esperamos de él y esto le creará ansiedad, siendo todas estas emociones muy negativas tanto para la educación como para nuestra relación.

 

clicker+refuerzo+entorno

> UN CLICKER:

El clicker mecánico es un aparato pequeño con una lámina de metal, que al presionar sobre ella emite el sonido “click”. Hay distintos tipos de clicker, y con la experiencia elegiremos el que nos haga encontrarnos más cómodos.

En el entrenamiento con caballos, se suele utilizar el “clicker con la lengua”. Es un sonido que realizamos con la lengua y que el caballo aprenderá muy rápidamente que es igual que el sonido “click” mecánico. Es diferente al sonido que hacemos cuando queremos que el caballo vaya hacia delante. Hay personas que este sonido lo realizan fácilmente, a otras nos cuesta un poco más. Lo bueno de utilizar este tipo de marcador es que tienes las dos manos libres, y todos sabemos que esto viene muy bien con nuestros caballos.

> REFUERZO:

Normalmente utilizamos comida. Ojo con la comida. Debemos saber qué come nuestro caballo y qué podemos ofrecerle extra. Si tiene alguna patología o problemas de sobrepeso. Utilizar pequeños pellets de fibra está muy bien. No hace falta que le demos una gran cantidad cada vez que premiemos. Debemos darle LO MÍNIMO Y QUE FUNCIONE.

También utilizamos zanahorias o manzanas, pero cuidado de nuevo con la salud de tu caballo. Trabajando con clicker se pasa el tiempo muy rápido y podemos estar dando un extra muy grande a nuestro caballo y que sea malo para su salud.

> ELEGIR EL ENTORNO:

LA SEGURIDAD SIEMPRE ES LO PRIMERO. Antes de trabajar, observa el entorno en el que vas a hacerlo. Según avances tendrás que introducir nuevos parámetros, y entre ellos se encuentran nuevos entornos. Mira siempre por tu seguridad y la de tu caballo.

¡empieza y disfruta!

error: Content is protected !!